Menú
FacebookYoutubeLinkedinGooglePlus

Publicado el Jun 10, 2017 | 0 comentarios

Pintando de verde y azul

Pintando de verde y azul

El cuidado de nuestros espacios

Si queremos seguir disfrutando de la riqueza natural que tenemos alrededor y lograr un estilo de vida sostenible en pro de nuestra salud y de nuestro planeta pues dos palabras: AMOR (emoción) y LABOR(acciones). La naturaleza reiteradas veces nos ha dado una lección: No estamos preparados para afrontar el cambio climático. Hemos acelerado este cambio con nuestra acciones irreponsables degradando nuestros ecosistemas. Sin duda sabemos del tema, pero aún no se ven suficientes acciones.

Hace poco volví a escuchar lo siguiente: “El amor y el respeto hacia nuestros espacios es primero, antes que las acciones” y tiene razón. Si algo no me emociona, pues no lo realizaré. Y ése es el problema, deberíamos tener claro los beneficios y regular nuestras acciones que repercuten en el medio ambiente y nuestros espacios.

Nuestra actitud debe de cambiar

Las áreas verdes y nuestro mar merecen toda nuestra atención. El hábitat que día a día nos acoge con muchos recursos, además de regular el clima, de alimentarnos, de producir oxígeno, etc., debe estar bajo nuestro cuidado y protección.

Para lograr un cambio, muchas veces el adulto necesita regulación. Por ejemplo, una ley que le marque las cosas claras: no arrojar la basura al mar, respetar las áreas verdes, etc. Sin embargo, esto tiene que ir acompañado de otras acciones y hacerlo de manera sostenible. Es claro que tenemos necesidades que satisfacer y muchas veces no pensamos en el otro (“no lo boto aquí, lo boto más alla”). Debemos pensar en las repercusiones de nuestras acciones en el ambiente porque todo va a tener un efecto en nuestras vidas.

EDUCANDO AGENTES DE CAMBIO

Mas allá de la responsabilidad de los grandes industrias y de los gobiernos debemos entender que cada uno de nosotros somos responsables de este tema y a la vez agentes de cambio. Nuestra labor como educadores y /o padres de familia es formarlos. El objetivo de la educacion no es lograr las mejores notas sino formar personas de cambio que utilicen sus valores y conocimientos para lograr metas que logren el bien común.

Hace algunos días, la profesora Ruth de la sede Chorrilos(Fe y Alegria N°34), compartía con nosotros el trabajo que realizaba con los niños recuperando algunas áreas verdes. Aquí detallo algunas pautas de su trabajo y una reflexión de lo que podrias hacer tú en casa con tus hijos.

1)Reconocía con ellos los espacios naturales.-

¿Qué puedes hacer tu? Al igual que ella, tú puedes identificar en casa las áreas verdes junto con tus niños y/o diseñar la implementación de las mismas. Además puedes visitar los espacios donde los niños tengan contacto con la natrualeza: jardines, parques, playas, lagos, lomas,etc. Esto genera emoción en el niño pues lo vive, lo percibe.

María Montessori resalta lo siguiente: “ninguna descripción, ninguna ilustración de cualquier libro puede sustituir a la contemplación de los árboles reales y de toda la vida que nos rodea. Los niños son aprendices activos, investigadores, y la naturaleza ofrece una experiencia sensorial completa: se puede tocar, oler, ver, oír, probar…, así que es más fácil aprender ahí que atado a un pupitre”.

2)Explicaba la importancia en sus vidas.-

Debemos aprender lo que brinda la naturaleza: Con los niños puedes repasar, con breves historias, cuentos o videos, la importancia que tiene en nuestras vidas la conservación de estos espacios naturales. Asi poco a poco sembraremos el amor por la naturaleza.

Te recomiendo revisar la serie animada peruana “El mundo Ania y Kin”, es super entretenida y crea conciencia sobre elcuidado del medio ambiente. Una gran propuesta.

3) Luego realizó un plan de accion junto con ellos, para convertilo en un ambiente de trabajo tan importante como un salón de clases. Los niños empezaron a organizarse, a limpiar dichos espacios y a nutrirlos con agua; los espacios cobraban vida.

Tarea de todos: la conservación, debe ser hábito dentro de casa. Así como eliminamos la basura todos los diás debemos cuidar nuestros espacios verdes y mantenerlos como si fuera nuestro ambiente de descanso. Es un ambiente de vida, es una ambiente para que el niño aprenda.

El juego del niño en ambientes naturales es una oportunidad para ser más creativo, para aprender, para desarrollar habilidades lingüíisticas y de colaboración con los miembros de la familia y / o compañeros.

Autora: Maritza Adis Cantera Alva

Psicóloga del programa Aprendamos Juntos.

Comparte este artículo:

Escribir una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *